Te imaginas caminando a lo largo de las playas de Indonesia, agua color turquesa con una impresionante e imponente selva a un lado.
Bali ha tenido un auge en los últimos años, se ha convertido en uno de los destinos favoritos de los honeymooners y viajeros que buscan aventura y descanso en el mismo lugar.

Sus paisajes son impresionantes y muy característicos ya que puedes encontrar montañas volcánicas, campos de siembra de arroz y playas con agua cristalina. Con todo esto puedes encontrar un sinfín de actividades desde una tarde de meditación y masajes relajantes hasta hacer rafting en alguno de sus ríos.

Visitar esta isla debe de ser un must si estas visitando el Sudeste Asiático con tan solo pocos días podrás ver la versatilidad del lugar. Intenta recorrer sus templos, comer los platillos típicos y hacer alguna actividad emocionante como rafting o hiking.

Pero recuerda dejar tiempo entre tus actividades y busca ese momento perfecto para relajarte y disfrutar de un masaje ya que es algo emblemático en Bali; existe un tipo de masaje con este nombre.